Sign in / Join

Polémica por decomiso de scooters mal parqueadas en Medellín


Las patinetas verdes de Grin llegaron a Medellín en junio pasado. Por los 240 decomisos por supuesto mal parqueo que hay a la fecha, hay una multa de $1.700.000. FOTO JAIME PÉREZ
POR DIEGO ZAMBRANO BENAVIDES

EN DEFINITIVA

La discusión por supuestos casos de mal parqueo de patinetas eléctricas en Medellín se mantiene. Movilidad dice que invaden espacio público; empresa alega dejarlas en zonas privadas.


Las patinetas eléctricas, que debían ser una de las alternativas para promover la movilidad sostenible, se están convirtiendo en Medellín en el centro de un pleito entre la administración municipal y una de las firmas operadoras, Grin, a la cual le han decomisado 400 unidades desde que comenzó a funcionar en junio de este año.

La empresa llegó a la ciudad con 200 vehículos, pero con un promedio de 1.000 viajes diarios tuvo que aumentar su flota y cobertura en los barrios donde presta servicio. Trajo 300 scooters más y, además de El Poblado, comenzó a operar en Laureles y parte de Belén.

Cabe recordar que el pasado mes de julio la alcaldía expidió una circular con recomendaciones (que no se constituye como norma) para usar estas patinetas, como el uso de casco, elementos reflectivos en horas de la noche, velocidad máxima de 20 km/h, además de no transitar por andenes, entre otras.

El lío es que al no existir una reglamentación precisa de estos vehículos, hay un limbo en materia de espacio público y estacionamiento en vías, por lo cual a fecha de hoy, según la administración municipal, hay 240 unidades decomisadas.

¿Qué dice Grin?

La empresa afirmó que hizo parte de dos mesas de diálogo con la Secretaría de Movilidad hasta diciembre del año pasado, pero luego de eso no volvieron a ser convocados.

Como la firma quería arrancar y no se veían resultados, iniciaron operaciones antes de llegar a un consenso con la administración, pero María Villate, gerente de Asuntos Corporativos y Comunicaciones de Grin Colombia, indicó que desde el primer momento decidieron prestar servicio con estaciones.

“El modelo que tenemos es a través de convenios con locales comerciales o unidades residenciales que nos dejan ubicar las patinetas en antejardines o en zonas privadas, sin invadir el espacio público”, aseguró.

El interés de la firma, explicó Villate, es educar a los usuarios y por eso cuando toman una patineta reciben recomendaciones en su celular, similares a las que dicta la alcaldía.

“Cuando alguien deja las patinetas por fuera de estas estaciones, enviamos personal de Grin que tiene como regla recogerlas en máximo dos horas y reubicarlas en las zonas de los convenios”, anotó. No obstante, esto no ha impedido que Espacio Público se lleve los vehículos, y el problema estaría en que algunas patinetas se dejan estacionadas sobre la vía, pero a menos de 30 centímetros del andén, tal como lo recomienda la circular de la alcaldía.

“Ahí es cuando no se entiende el criterio. Nuestra invitación es tener mesas de trabajo entre los operadores y las autoridades, y así articularnos de mejor manera”, dijo Villate.

Grin recibió una multa de $1.700.000, pero la empresa afirmó que apelaron el decomiso porque tienen cómo demostrar que no infringieron la norma. De hecho, afirmaron que así mismo recuperaron 200 patinetas que estaban inmovilizadas.

A no repetir malos ejemplos

“Somos promotores de la movilidad sostenible, por supuesto que las bicicletas y las patinetas eléctricas tienen que ser un componente de toda esta estrategia y estoy convencido de que esto puede funcionar bien”, manifestó Humberto Iglesias, secretario de Movilidad de Medellín.

El deseo de la administración, indicó, es que una gran oportunidad no se convierta en un problema, como ha ocurrido con las patinetas y su invasión al espacio público en París, Ciudad de México o Lima.

Durante las mesas de diálogo con los operadores, Iglesias reveló que uno de ellos expresó que la “magia” de las scooters era que pudieran estacionarse en cualquier lugar. Insistió en que si se han decomisado es porque estaban en espacio público, porque en zonas privadas no tienen competencia y fue tajante al decir que “no están en contra de la alternativa, pero no deben llegar de cualquier manera, y eso debe quedar claro así tengamos que decomisar todos los vehículos”.

Sobre la circulación de las patinetas en andenes, el secretario dijo que deben priorizar la seguridad del peatón, y si bien no es imposible que vayan por las aceras, es preferible que circulen por ciclorrutas o por el lado derecho de las vías, a excepción de carriles de Solo Bus.

Iglesias reveló que están terminando de construir la guía que permitirá acoplar este modelo a la ciudad, con estaciones similares a EnCicla e incluso en convenio con el Metro. Este documento, señaló, deberá estar listo este mes.


CONTEXTO DE LA NOTICIA

PARÉNTESIS

UN NUEVO OPERADOR LLEGÓ A MEDELLÍN

Voom, propiedad de la aplicación móvil de transporte Cabify, empezó a operar en Medellín con 300 patinetas similares a las de Grin el jueves de la semana pasada. De acuerdo con Juan José Acosta, director general de Voom, sus dispositivos “pueden ser encontrados por los usuarios en espacios privados de nuestra red de aliados”, que de momento tiene cobertura en El Poblado. Según él, hasta ahora no han tenido problemas de decomisos con la Subsecretaría de Espacio Público, y a los usuarios se les dice que pueden dejar parqueadas las patinetas en vías no arterias en las que se permita el estacionamiento de carros.


Tomado de: www.elcolombiano.com

Leave a reply